martes, 17 de febrero de 2009

Vamos progresando!!

Sé que es horrible pero, lo admito: Soy antisocial.
Si no me acoplo con alguien o hago buena química (es decir, empatía) no me siento a gusto. Pongo una cara de pocos amigos, que ni yo puedo con ella. Me aislo, no hablo, no comento y sonrío sólo cuando es necesario. ¿Que horrible, no?

Si un chico me gusta, me siento intimidada. Sobretodo si ese hombre es alguien inalcanzable, alto, guapo, distinguido -casiunsemidios-, con narizota, sonrisa de galán, inteligentísimo, medio italiano y que se llama... Ajá!! ¡¡que dijeron!! No, no es verdad (en realidad me refiero a Marcelo Mastroianni, juju).
Pero es verdad. No sé que decir, dejo de hablar, no se me ocurre nada y al menos que el chico en cuestión me hable, no puedo hacer nada porque, ¡¡me congelo!!

Claro, hay sus excepciones. Sólo cuando me gusta demasiado, es cuando tomo la iniciativa. Pero eso ha pasado quizá, un par de veces. (Una en este mes, por cierto.)
Por eso, ahora que me enfrento a un ambiente de trabajo sin amigos, nadie con quien comer o fumar o simplemente comentar los chismes del día, me pongo hosca, huraña y ANTISOCIAL.
Espero que esta situación cambie poco a poco. Hoy por ejemplo, progresé un poco.
No esperé hasta que comieran todos, sino que lo hice a la hora de siempre, cuando el comedor está lleno.
En la tarde no salí a fumar sola. Fui con una chica que es casi igual que yo. Y platicamos de chismes.

Voy progresando.

COPETÍN.
Aún no inicio mi curso de francés en casa. Quizá el fin de semana.
Ahh, también soy desidiosa. Que coctelazo, no?

(La autora quiere aclarar que también tiene virtudes. Sabe escuchar, es generosa, honesta, inteligente, noble y entregada. No vayan a pensar mal, es sólo que hoy, está un poco malita de sus nervios))



2 comentarios:

Paolo dijo...

Hola,estoy respondiendo a tu solicitud de lectores que te hagan sentir popular,aun hay vacantes?

Diablo Cody región 4 dijo...

Por supuesto mi querido Paolo (si es que así te llamas...) Este blog es como los vasos con agua o los toques de mota, no se le niega a nadie.